CONTRA MALDITO HIJO DE PERRA.(II)

Viene de AQUÍ

Esas o cualesquiera medidas, se han de llevar a la práctica, es decir ejecutarse, ¿cómo? Por el único que puede ejecutar, valga la redundancia, es decir, el ejecutivo, es decir, -bis-, nuestro admirado y sin par Presidente del verdadero y único poder.

Tras apagarse el eco de las estentóreas carcajadas en que han prorrumpido MHdP y otros acratoides, prosigo. Pero voy a ser menos ambicioso, que don “eme-hache-de-pe”, quiero ser más realista o posibilista, es decir, real-posibilista. Vamos a pedir al Excmo Sr. Presidente de todas las Españas a un solo lado de la mar océana, cosas que pueda, deba y que finalmente quiera cumplir.

Por ahora solo vamos a pedirle “formas” de Gobierno
y democracia, es decir, algunas pequeñas medidas que nos permitan atisbar la tan azacaneada y nunca cumplida Democracia Formal. Y estoy seguro que las va a poner en práctica, por diversos motivos, pero el mas importante, es por halagar su monumental y galáctico ego, tan grande como el de MHdP y Patalete juntos, o quizá más. Comenzando por poner de relieve, hacerle creer sin dudar, aquello mismo de lo que íntimamente siempre ha estado convencido que es: un político providencial, un predestinado que ha de pasar a a las posteridad, por conseguir los mas altos logros que vieron los siglos y la Historia, no solo de España, si no universal.

Así pues, dirijámonos al Presidente en respetuosa misiva y en epistolar estilo le instamos, pedimos, solicitamos, e incluso exigimos respetuosamente, ESTO:

“Excmo. Sr. Presidente:

España va mal. La corta y contundente frase en sentido contrario, tantas veces pregonada por el anterior Presidente, luego jaleada por todos sus partidarios, aunque no del todo cierta y siempre un punto demagógica, pudo ser incluso creída y asumida por gran parte de los ciudadanos españoles cuando aquel gobernaba, e incluso durante el primer mandato o legislatura de Vd.

Pero ahora, cuando el mundo entero, sobre todo las economías de libre mercado del ámbito occidental se halla inmerso en una crisis global, de todo el sistema económico, e incluso político, nuestra patria la viene sufriendo de una manera especialmente dolorosa, mucho mas aguda que los países avanzados de la Unión Europea. Las cifras de personas desempleadas, ha experimentado en tan solo unos pocos meses un aumento alarmante, desorbitado, exponencial. Los actuales casi cuatro millones de parados reales, pueden llegar al finalizar el año según cálculos realistas, -algunos dirán pesimistas-, a los cinco millones. Esa cifra Señor Presidente, difícilmente puede ser asumida por los trabajadores y sus familias, cuando vean que su horizonte vital no solo no tiende a despejarse, sino cada vez aparece mas oscuro, desesperanzado, sin salida. La desobediencia civil como mínimo, las huelgas salvajes y revueltas como posibilidad cierta, capaces de derribar gobiernos, pudieran ser su lamentable corolario

La solución debe partir de nuestra clase gobernante. Pero los ciudadanos españoles, cada vez creen menos en sus dirigentes políticos y económicos. La frase “todos son iguales”, referida a éstos, posiblemente injusta, expresa la profunda decepción de una ciudadanía que contempla terriblemente escéptica las querellas y rencillas entre sus clases dirigentes, entre los distintos partidos. Ni siquiera llega a creer que toda la barahúnda de declaraciones de unos contra otros y de todos contra todos, sea real, si no una especie de comedia bufa o circo romano destinados a la ciudadanía ora como espectáculo, ora como carnaza a las fieras.

Urge tomar medidas, pero no las manidas, huecas y demagógicas, que los ciudadanos perciben cada vez con mayor intensidad e indignación, como mera retórica vacía. No quieren más promesas de aquellas que en el mismo momento de proclamarlas, quien las formula, sabe su imposible cumplimento. No, lo que quiere ahora son verdades por duras que sean, trabajo, lucha, sacrificio, y finalmente esperanza de que al final de largo y oscuro túnel, pueden vislumbrar la luz.

“Sangre, sudor y lágrimas”, fue la promesa de un dirigente, que decía a su pueblo la verdad dura y terrible de una guerra de incierto final. Y su pueblo, estuvo seguro de que le decían la verdad y le siguió como un solo hombre.

Eso espera su pueblo ahora, Sr. Presidente. La verdad, sin tapujos, sin engaño, sin demagogia. Y soluciones adoptadas con grandeza de miras. Con sacrificios de todos y para todos, como corresponde a ésta etapa Los españoles a lo largo de su historia, han sabido luchar, sufrir e incluso morir por ideales. Y seguirán haciéndolo si alguien con gran visión, aliento y altura de miras, sabe encabezar la lucha que nos espera. Y Vd., Sr. Presidente, puede y debe ser esa persona, pues tiene los medios y esperamos, esa grandeza que las excepcionales circunstancias exigen.

A grandes males grandes remedios. La Constitución ni se cumple ni funciona. El Presidente del Gobierno, mediatizado por la necesidad de pactos incluso “contra natura”, ha de plegarse a exigencias muchas veces inaceptables. El sistema de Autonomías territoriales, cada día que pasa trae un nuevo problema, en vez de ser solución de ellos. La proclamada solidaridad inter regional en la Constitución, se convierte en triste burla, ante la voracidad de algunos dirigentes autonómicos jamás contentos con las cuotas de poder e incluso soberanía que van arrancando al Estado, aspirando muchos de ellos a convertir sus territorios en pequeños Estados desligados de España. Los partidos políticos y sus dirigentes, en lugar de trabajar y llevar a cabo una política de altura como corresponde a la época en que nos hallamos, se sumergen en corruptelas de baja estofa, ante la mirada atónita de una ciudadanía cada vez mas escéptica e indignada. Otras veces en riñas barriobajeras de unos contra otros, cuando no en luchas internas por conseguir el poder partidario.

Pero existen soluciones, Sr. Presidente. Difíciles, de ingrata aceptación por toda la clase política establecida, que en gran parte, se pondrá en su contra, cuando vea peligrar sus prebendas, pero tendrá el apoyo de la ciudadanía. Si como es de prever, la situación económica pasa de mala a peor, antes de que llegue a desastrosa, como será el horizonte de los cinco millones de parados, convoque elecciones anticipadas, con un programa de gran calado, de ruptura con todo lo manido, podrido, inútil.

El cambio en las formas tanto como en el fondo, ha de ser radical. Debemos ir a la raíz de las cosas y de los problemas. Desde el foro donde un grupo de ciudadanos preocupados por las cosas de nuestra patria escribimos, nos vamos a permitir algunas propuestas:

a) Convocatoria anticipada de elecciones, para formar un Gobierno de concentración o salvación nacional, formando por todos los partidos con representación parlamentaria. Todos han de arrimar el hombro y comprometerse en la difícil tarea. Dicho Gobierno, llevaría a cago una reforma de la Constitución que debería incluir;

b) . La elección directa del Presidente del Gobierno, que sería elegido en segunda vuelta entre los dos candidatos mas votados en la primera. Vd., -o quien resultara elegido-, tendría asegurada la mayoría absoluta, sin dependencia alguna de los voraces nacionalismos o partidos-termita, como ocurre actualmente.( ver http://www.articulo99.org/).

b). Reforma del Título VIII de la Constitución para reducir las Autonomías al papel que les corresponde, señalando y cerrando definitivamente sus competencias, sin detentar ni disputar de hecho o de derecho la Soberanía a su legítimo titular, el Estado. Y asumiendo provisionalmente éste, todas las competencias mientras dure la crisis actual.

c). Reforma del Título III y de la Ley Electoral con implantación del diputado de distrito uninominal por mayoría absoluta, o en segunda vuelta por mayoría entre los dos mas votados, pudiendo concurrir tanto los partidos, como agrupaciones de electores . Reforma en profundidad del funcionamiento de los partidos políticos que deberán financiarse en forma tal, que no pueda darse la actual corrupción económica. Implantación legal clara y determinante de que su funcionamiento interno se ajuste a la forma democrática, proclamada, pero jamás cumplida por los mismos, en la Constitución.

Todo esto puede ser difícil, pero es necesario. Convoque un referéndum en toda la Nación, interesando la aprobación de los españoles a ese programa, y seguro que obtiene un apoyo masivo. No nos haga promesas fáciles, sino algo similar a aquel de “sangre, sudor y lágrimas”; nadie podrá sentirse engañado.

En ésta grave hora, creemos que es lo que España necesita: un estado fuerte, muy distinto a unos Reinos de Taifas étnicos, regresivos, medievalizantes. Un Estado con capacidad de tomar decisiones centralizadas y eficaces. Vd., puede hacerlo o al menos intentarlo. Y pasar a la Historia con mayúsculas. O puede seguir como hasta ahora, y esperar que el vendaval desatado por una crisis de dimensiones planetarias, con especial incidencia en España, se lleve por delante a toda una clase dirigente, política y económica, pequeña, vulgar, alicorta y ensimismada en sus propias miserias y corruptelas.

Es hora de decisiones, difíciles, arriesgadas pero capaces de galvanizar a todos los ciudadanos de nuestra Patria tras un objetivo, este si, común a todos: salir airosos de la mas grave crisis económica que ha conocido la moderna historia de España. Y esas decisiones dependen de Vd. Si las toma, demostrará la grandeza que sus rivales le niegan y sus partidarios le suponen. Y el movimiento se demuestra…andando.

Buenas noches y buena suerte, Sr. Presidente. .

Juan Patalete. ”

¿Te das cuenta MHdP? Esto es proponer soluciones y formas de llevarlas a cabo. Pragmatismo puro. Y don J.L.R.Z en cuanto las lea, (porque estoy seguro de que nuestro diario se va a convertir en su “libro” de cabecera, caso que no lo sea ya), correrá presuroso a ponerlas en práctica, pues se habrá convertido en entusiasta seguidor de nuestras “acráticas”, posibilistas y fáciles reformas. ¿Acaso no aspira por ventura a convertirse en el personaje histórico que requiere la histórica hora que le ha tocado presidir?. Tan claro como el agua clara.

Si no lo hiciera, sería por una humildad franciscana, que nadie le supone. Hemos de presumirle mas bien, una soberbia luciferina, capaz de hacerle rebelarse contra los “dioses” , que han provocado la actual catástrofe y ésta vez si, a diferencia del Príncipe de las Tinieblas, logrará vencerlos con su flamígera espada. El mundo necesita Dirigentes –con mayúscula-, soberbios, orgullosos, capaces de enfrentarse a todo y a todos si fuera necesario. Como nuestro ínclito/ínclitus (ilustre, esclarecido, afamado), Presidente.

Adios. Ahora me retiro a descansar. Porque mañana temprano, conseguida o encarrilada la salvación de España, hemos de seguir salvando el mundo.

¡Que es muy duro el joío oficio de súper-héroe, coño!

(Antes, voy a dar de comer al hermano perro, hermano de MHdP).

Amén.

PATALETE

2 comentarios en “CONTRA MALDITO HIJO DE PERRA.(II)

  1. ¡Magnífico ejemplar, Sr. Editor! ¡Que Gran Hermano, para M.H.d P, el mejor sin duda de toda la camada de perros de presa akratoide-asklepianos.. Excelente ilustración. Como le he dicho otras veces, parece que me adivina el pensamiento.

  2. PRINCIPIO DE IGUALDAD: DADME SANGRE HUMANAEs una evidencia fatídica vuestro deseo de ser mascotas, guardando el mismo deseo con el que la mantis devorar el seso de su consorte amigo. Sorberlo todo como quien traga sables, hilos de marionetas vendidas a cualquier postor aún al menos preciado, hasta redimir la pena imbuida e infalible con que te condena la furcia indomesticable y actual Naturaleza artificial. ¡Como quien abre una gaveta y de ella saca la cabeza hervida de una langosta amiga!Sirveté en Demos : http://acratas.mihost.info/Prometheo/

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: