LAS DEFINICIONES DE LAS COSAS: CORRUPCIÓN

La corrupción es la acción y el efecto de corromper, en las organizaciones, especialmente en las públicas, pero también en las privadas, al utilizar las funciones y medios de aquellas en provecho, económico o de otra índole, de sus gestores. Y se dice corrupto al que adopta esas prácticas, sea de manera activa (el que da) o pasiva (el que toma). También al corrupto se le llama, a veces, sinvergüenza, porque comete actos ilegales en provecho propio, o porque incurre en inmoralidades.

Un ejemplo, para que lo entendáis: es corrupción que un banquero —uno cualquiera, llamémosle X o B— aproveche la información privilegiada obtenida en sus funciones de confesor de los altos ejecutivos de las grandes empresas para realizar negocios especulativos en beneficio exclusivamente propio, con el único objetivo de aumentar su patrimonio —supongamos que en julio de 2007 podría haber sido ya, según la revista Forbes, pongamos por ejemplo, de unos 2.200 millones de dólares; y se referiría solamente a los legalmente contabilizados, claro—, y no el patrimonio del banco y de sus accionistas.

Corrupción es que un banquero —uno cualquiera, llamémosle X o B— condone intereses de deudas, contraídas por los partidos con el Banco, en detrimento de los intereses legales de sus accionistas, a cambio de influir en las futuras leyes que aprobará el Parlamento, como esa que elimina el Impuesto sobre el Patrimonio; o esotra que permite exigir más garantía a los deudores cuando los bienes reales que respaldan los préstamos bajan de valor.

Corrupción es que un banquero —uno cualquiera, llamémosle X o B— llegue a la Presidencia de un Banco por vía hereditaria; y que se vea implicado, aunque luego sea absuelto —gracias, supongamos, a los socialistas, que le deberían un pastón, probablemente— en asuntos de malversación criminal fondos del banco para pagar el silencio de funcionarios expulsados de éste; o en algún fraude fiscal por algún caso de cesiones de crédito, valga como ejemplo; de irregularidades en la compra de algún otro banco, como un Banesto o así, que ahora pudiera presidir supongamos su hija y heredera; y en algún caso como el de Aguas de la F., en el que estuviera a punto de pringar algún ex-Ministro, tipo Rato, o así.

En todo caso —sea el de X o el de cualquier otro—: no hay corrupción sin capitalismo por medio; entendiendo por capitalismo “no las leyes del libre mercado, ni el ejercer libremente la profesión que uno elija , ni el tener la ideología que uno quiera, ni el ejercer los derechos políticos personales y colectivos, ni el reunir algunas propiedades o ahorrar algún dinero; sino la preeminencia en los negocios de la Banca, institución que inventa dinero desde la nada —dinero financiero y papel moneda— (se denomina capitalistas, y no cerdos, a la piara constituyente) para la apropiación, por la vía de los ciclos económicos provocados, de una importante parte accionarial de todas las empresas estratégicas: energía, armamento, telecomunicaciones, media, autopistas, etc”.

Pero corrupción es también tolerar todo lo anterior. Corrupto es un pueblo que hace dejación de su soberanía y de sus derechos; que malvive pasivo, lanar y cornudo. Corrupto es todo aquel ciudadano que, conociendo todas las pudriciones anteriormente descritas —no sólo de X, sino de cualquier otro—, no las denuncia a voz en grito y se conforma con ellas con tal que lo dejen en paz; y paga su cuota parte de toda esa corrupción, vía impuestos o inflación, sin inmutarse. Y aún más corrupto es aquél que, en el fondo, no hace más que envidiar a ese banquero —sea X o B u otro— que es tan listo que sabe aprovecharse del Régimen, como podría haberse aprovechado, en su caso, su abuelo cuando construyó el Valle de los Caídos con mano de obra gratuita —esclavizada— constituida por penados republicanos. Es corrupto, vengo a decr, el que admira y envidia al que se forra a costa de los demás, no sólo el que se deja o ha dejado sobornar, pervertir o viciar; sino también el perverso, el torcido.

Otro día explicaremos y definiremos “hijoputa”, y veremos, curiosamente, la enorme cantidad de puntos comunes con la definición de corrupto de hoy. Hasta ese día, id afilando los machetes, preparándoos para la Revolución pendiente.

7 comentarios en “LAS DEFINICIONES DE LAS COSAS: CORRUPCIÓN

  1. Hombre… yo no llamaría a todo el pueblo español corrupto. Diría que son cobardes y cómplices, pero no todos corruptos. De todas formas, espero que todo lo que está pasando brinde la oportunidad de la República Constitucional, que sería lo único bueno que sacaríamos en claro de todo este lodazal putrefacto.

  2. ¡¡JUAJUAJUAJUAJUAJUAJUA…!! Otro día definiremos hijoputa… ¡¡JUAJUAJUAJUAJUAJUAJUA…!!

  3. Hermanos en la república constitucional, amén, he encontrado un documento sonoro para salpimentar este periodo de transición y la propia definición de hijoputa. Quién sabe, quizás un himno de estos tiempos revolucionarios, como Libertad sin Visa de la anterior transicion-transacción.http://it.youtube.com/watch?v=v2GAF8XAVHM

  4. Muy bueno el artículo. A tenor de lo que comenta Franalvaro, hay otra canción que viene como anillo al dedo en los tiempos que corren:http://www.youtube.com/watch?v=xWkHcvjrO1MLa letra la he puesto en la última entrada de mi blog.Saludos

  5. Emilio Botín III debiera estar en el penal del Dueso desde hace mucho tiempo, y por mucho más tiempo, sin permisos de salida para que no escapara a Brasil o a Suiza, donde tiene mucha pasta esperándole. Los emilios botines de este país, que no sé ya si llamar España, son un lastre insoportable que impide que la gente salga de la miseria (uno de cada tres españoles la padece, la miseria), porque, apenas apunta la salida del túnel, los botines arramblan con todo otra vez, y nos arruinan, dejándonos la factura por pagar (como dice el autor, vía inflación o impuestos).¡Maldita sea por siempre la ralea de estos bordes sulfurosos que esterilizan los campos y las mentes y arruinan países enteros, sin importarles las consecuencias d sus ilegítimos enriquecimientos!

  6. Don Emilio y su banquito será el número Uno del mundo muy pronto. Creedme.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: